Jorge Covilli

Jorge Covilli

Jorge Covilli es empresario de la localidad de Capitán Pastene. Sus bisabuelos si instalaron en el lugar y han preservado la cultura italiana en el restorán del hotel familiar.

“En Capitán Pastene tenemos la denominación de origen del Prosciutto, está la ruta del Prosciutto, está la cultura y tradición italiana, la gastronomía muy potente, una amplia gama y variedad de pastas rellenas y tenemos una buena oferta para ofrecerle a nuestro público”, dice.

Su familia se dedica al turismo y a diferentes actividades productivas en la zona de Lumaco y Capitán Pastene. Pero sus faenas han sido atacadas más de sesenta veces.

La violencia ha rodeado a la tradicional localidad, enclavada en el corazón de La Araucanía.

“El temor que tenemos es a que sigan quemando y destruyendo más equipos de trabajo, que prácticamente ya no quedan. En esta empresa familiar han habido más de 60 atentados con un sinnúmero de equipos siniestrados, más de cien, ciento cinco si no me equivoco”.

Comenta que le haría un llamado a todas las autoridades, de todo tipo, incluyendo los Derechos Humanos: “quiero hacer un llamado a que se hagan presente. Que entiendan que acá vivimos personas, como en todos los lugares. Nadie se merece un abandono como el que hemos tenido acá. Nosotros hemos reclamado harto, esto pudo haber tenido freno si se hubiesen tomado las medidas correspondientes en su minuto”, agrega.

“Siempre está la esperanza”, comenta Jorge. Dice que, si no la tuviera, no seguiría en la región. “Está la esperanza de que los huéspedes, los turistas se van a atrever y van a llegar de vuelta, más que sea en apoyo o de la manera que sea. Somos muchas familias que necesitan seguir sobreviviendo, algunos colegas que están educando hijos y en esta condición la verdad de las cosas ya ni eso se puede hacer de la manera que quisiéramos”, termina.